IconCASAS DE APUESTAS
IconBONO
IconLIVE SCORE
IconPRONÓSTICOS
IconAPPS
Ba

El Betis pasa a semifinales de Copa en la prórroga

El Betis se repuso a un 0-1 y acabó dando la vuelta al marcador en la prórroga, ante un Espanyol que acusó el empate y acabó noqueado cuando se quedó con 10 por una expulsión de Marc Roca. Los verdiblancos dan otro paso hacia su ‘final’, la que se celebrarán en el Benito Villamarín el 25 de mayo, y se meten en semifinales de Copa por primera vez desde que ganaron su segundo título, en 2005. El Espanyol debe recuperar hombres, fuelle y centrarse en el campeonato, agobiado por la parte baja. Curiosamente, Baptistao y Sergio León hicieron goles cruciales, como había ocurrido con Sanabria en la ida: el paraguayo se fue a Genoa, Leo se marchará a China y Sergio León tiene pie y medio en el Celta.

Salió con las cosas claras el Espanyol, con defensa en tres cuartos, pero sin volverse loco. Y así le dio para crear varias ocasiones claras. Sólo acertó Baptistao, redimiéndose con un cabezazo (0-1, 33’) de un balón fácil que había mandado minutos antes al larguero.

Le costaba llegar al Betis, 60 minutos casi duró el Espanyol casi indemne. Pero una lesión de Carvalho provocó la sustitución que cambiaría el ritmo del Betis y el signo de la eliminatoria. Joaquín entró para agobiar desde el carril derecho, percutiendo una y otra vez, dándole la noche un Javi López que jugaba a banda cambiada. En una conexión del portuense, Lo Celso controló y fusiló con el exterior a Roberto (1-1, 94’). El tanto casi noqueó al Espanyol, asediado pero capaz de alcanzar con sufrimiento la prórroga. Justo antes del tiempo extra, un desastre defensivo acabó con la segunda amarilla a Marc Roca y esa expulsión sí que dio con el equipo de Rubi en la lona.

Primero fue Sergio León el que madrugó a Hermoso en una galopada para hacer el 2-1 y poco después Mandi el que aprovecharía un revuelo en el área en el que los españolistas pidieron falta a Rosales. El VAR decretó que no (3-1, 99’) y el partido acabó muriendo entre la impotencia perica y la superioridad, numérica también, verdiblanca.

El Betis quiere jugar la final de Copa del Rey en casa – EFECREATA.COM / Shutterstock.com

Desgaste físico, clave del encuentro

Comentó Rubi en la rueda de prensa previa al duelo que el aspecto físico sería clave. Y vaya si lo fue. El Betis apretó a partir del minuto 65 y el Espanyol se diluyó. Pero antes de ello, los blanquiazules pudieron anotar el segundo, cuando una jugada por banda derecha en el 52′ acabó con un centro de Melendo que el Panda cabeceó y Joel salvó con una gran parada.Fue entonces cuando a los pericos se les empezó a escapar el duelo. Las marcas de la primera mitad se diluyeron y Lo Celso y Canales empezaron a funcionar. El Betis apretó y, tras un intento de Sergio León que salvó Roberto en el 76’ Lo Celso superó al meta madrileño desde el corazón del área.

Lo seguía intentando el Betis, pero el segundo se le resistía. Todo parecía que iría a la prórroga cuando Marc Roca perdió el balón en defensa, frenó con falta a un delantero bético y vio la segunda amarilla. Con uno más en el tiempo extra el Betis fue un vendaval y no dio opción. Sergio León y Mandi acabaron con un Espanyol que finalizó el duelo fundido. Toca recuperarse y pensar en Villarreal.